COMPRA los últimos números publicados

load more hold SHIFT key to load all load all

SUSCRÍBETE A LA REVISTA. Paga 10 y recibe 12 revistas al año

ESPAÑA

EUROPA

FUERA DE EUROPA
OUTSIDE EUROPE

Síguenos

Formilla Live Chat

Criticas

Okja ****

Otra muestra de la especial filmografía coreana. Diferente y con alma. Aunque viniendo del director de Rompenieves, Mother, The Host o Crónica de un asesino en serie, Bong Joon Ho, también guionista de la película, podemos intuir que no se va a tratar de una película al uso, aunque su temática nos pueda resultar conocida o tenga puntos en común con otras películas o, como es el caso, incluso videojuegos. A ratos inclasificable, a ratos perturbadora, siempre fascinante visualmente, quizá ese aspecto de puzle con muchas piezas distintas, donde encajan casi todas (casi) es lo que aleja la película ligeramente de la maestría de algunas de sus películas anteriores, sobre todo las cuatro que he mencionado anteriormente. Pero sigue teniendo elementos enormes de gran cine.

La historia se centra en una niña que tiene de mascota a una cerda muy particular, diseñada genéticamente por una compañía de la industria cárnica, que se la dio para criarla y ahora pretende recuperarla para mejorar la industria. La niña se niega a dejar marchar a su amiga porcina y viaja para rescatarla, conociendo por el camino a un grupo de extremistas defensores de los animales, dispuestos a cualquier cosa para favorecer al movimiento. En el reparto los nombres de Tilda Swinton, Jake Gyllenhaal, Paul Dano, Lily Collins, Devon Bostick, Steven Yeun o Giancarlo Esposito dando vida a los peculiares personajes de este universo único, que parece por momentos sacados de una película de Miyazaki o su estudio Ghibli, con la misma magia y pasión.

Es una película visualmente maravillosa (ojo a las escenas nocturnas, más allá de los efectos visuales, o a la diferencia entre mundo urbano y campo) pero no se dejen engañar por su trama inicial y la historia de la niña y su animal de compañía (que recuerda continuamente al videojuego The Last Guardian), esto NO es una película infantil o familiar. Es oscura, bizarra y perturbadora por momento (hay una escena en particular… bueno, ya la verán). Es un choque ver una película que podría pertenecer a Pixar pero en imagen real, tomar un giro tan oscuro para llevarnos a donde quiere, hacer una crítica al mundo de los adultos al que la niña se opone por salvar a su amiga.

Porque la película critica con dureza (y hasta con sangre) el mundo de la industria cárnica y su capitalismo despiadado, pero también a esas asociaciones protectoras de los animales a las que, finalmente, no le importan los deseos de la niña o de Okja, sólo conseguir sus objetivos. La pureza de la infancia frente a la corrupción adulta. A veces se le va la mano con el tono, otras los personajes secundarios (los villanos ante todo) son dibujos animados, no personajes (por muy divertido que sea ver a Swinton o Gyllenhaal hacer papeles así) pero el tono mágico se mantiene, la fuerza narrativa hace que este rompecabezas, pese a dejar algunas piezas sueltas, encaje y se convierta en una cinta fascinante, única y por momentos maravillosa y emotiva, sin abusar del edulcorante. Y todo ello de la mano de Netflix que es quien se ha arriesgado con el proyecto. Obligatorio verla.

Jesús Usero

COMENTA CON TU CUENTA DE FACEBOOK

©accioncine

Comparte

Submit to DeliciousSubmit to DiggSubmit to FacebookSubmit to Google BookmarksSubmit to StumbleuponSubmit to TechnoratiSubmit to TwitterSubmit to LinkedIn

ACTUALMENTE EN TU KIOSCOS

Suscríbete a la edicion digital. Pincha en logo

Críticas más leídas

  • 1