Crítica de la película Color out of Space

Adaptación digna del inadaptable H.P. Lovecraft, lo cual ya está bien.

         H.P. Lovecraft es inadaptable al cine, o en todo caso cuando es adaptado siempre se queda lo más interesante de su propuesta por el camino. El color que vino del espacio en este largometraje no es una excepción, pero al menos se las han ingeniado para sacar adelante un sólido espectáculo de terror de serie B que consigue mantener el interés a lo largo de un metraje de casi dos horas. Y eso ya es mérito.