Ha sido justo lo que la taquilla mundial necesitaba y parece ser que al público además, la película le está encantando, a tenor de las cifras que estamos viendo. Cuando apenas se cumplen 10 días de su estreno en todo el mundo, Frozen II aprovecha el puente de Acción de Gracias para seguir llenando las arcas de Disney y para, además, romper un récord por el camino. Es una fecha idónea, pero desde que En Llamas, la segunda parte de Los Juegos del Hambre, consiguiese 74,1 millones en el fin de semana y más de 109 si contamos miércoles y jueves, Acción de Gracias y la víspera, nadie había osado derribar esa astronómica cifra, y la película de animación lo ha conseguido sin despeinarse seis años después en su segundo fin de semana.

No va a sorprender a nadie, pero con un mes de Noviembre demasiado frío para la taquilla, con los fiascos de títulos como Terminator Destino Oscuro, Doctor Sueño o Los Ángeles de Charlie, previo al inicio de las navidades, la taquilla de todo el mundo, pero especialmente la norteamericana, necesitaba un taquillazo incontestable de esos que maravillan a todo el mundo y sanean cuentas en la industria. Es un taquillazo de Disney, que va a seguir reinando en las próximas semanas y ante la que nadie va a poder competir realmente, pero sigue siendo bueno para toda la industria que la gente siga deseando acudir al cine. Más variedad sería ideal, eso sí. Por el momento, Frozen II ha despertado a la audiencia, que ha llenado los cines de todo el mundo, especialmente los de Norteamérica, en su lanzamiento internacional. La película ha arrancado con unos sensacionales 127 millones de dólares en Norteamérica, a los que hay que sumar otros 223,2 millones del mercado internacional, para un total de 350,2 millones en sus primeros tres días. En esa cifra se encuentra el estreno en nuestro país, el tercer mejor estreno del año, donde ha conseguido casi 6 millones de dólares, es decir, una cifra cercana a los 5,2 millones de euros en estos tres días.