Álex Maruny ha llegado tarde porque estaba rodando y somos los primeros en contar con él en las entrevistas, lo que provoca un pequeño caos para que todos puedan entrar en el plano de la entrevista. Mientras se colocan muy apretaditos bromean sobre lo mucho que habla el recién llegado y sobre el buen ambiente que hay entre ellos. Nos hablan de sus personajes, de sus próximos proyectos y de cómo se prepara uno para dar vida a un fantasma. Y lo hacen con una alegría desbordante y mucho buen humor mientras hojean el último número de Acción.