La historia de Lisey ★★★

Junio 22, 2021 118

Crítica de la serie La historia de Lisey

El reparto es lo mejor de esta adaptación que no termina de funcionar.

      Por un lado tenemos un reparto de auténtico lujo liderado por Julianne Moore, pero que además incluye nombres como CLive Owen, Joan Allen, Jennifer Jason Leigh, Dane DeHaan, Sung Kang o Michael Pitt. A eso le sumamos la dirección de alguien tan interesante como Pablo Larraín, responsable de Neruda o Jackie, y para redondearlo, el propio autor de la novela, Stephen King (que al parecer la considera su favorita de todas las que ha escrito), es el responsable de trasladarla a la pequeña pantalla en esta nueva serie de Apple TV+ que además produce J.J. Abrams y que hemos podido ver al completo, aunque los espectadores deberán esperar bastante para que la emisión de la serie termine… Así que, al menos aquí, evitaremos hacer spoilers. Pero pese a todo eso, y a sus enormes valores de producción, algo no encaja.

      La pérdida y el dolor como motor de una historia que parece un drama con tintes de thriller psicológico pero que pronto se revela como algo más. Por lo menos intenta ser mucho más. Esa es la historia de Lisey del título, una mujer que es viuda de un famosísimo escritor que falleció hace dos años, y cuya pérdida todavía no ha podido superar. Lisey tiene dos hermanas, una de ellas internada en un centro debido a su trágica situación mental, y un profesor universitario la acosa periódicamente para que le entregue los manuscritos sin publicar de su marido. Pronto entrará en escena un personaje obsesionado con el trabajo de su marido también, pero de un modo enfermizo, y Lisey empezará a recuperar recuerdos que pensaba perdidos de quién era realmente su marido, qué podía hacer y cómo falleció realmente.

La Historia De Lisey 2

      Con los nombres asociados al reparto, uno puede esperar grandes cosas, y la verdad es que todos cumplen. Quizá quien menos brille, por la naturaleza de su papel, sea Clive Owen, mientras que Julianne Moore llena la pantalla y se entrega al papel de forma encomiable. Menos ganas le pone Jennifer Jason Leigh, quizá porque su personaje es el menos desarrollado de todos, pero Joan Allen lo compensa. Aunque el que disfruta y se lo pasa en grande jugando con su papel de trastornado es Dane DeHaan (y un poco Michael Pitt, pero es más secundario), con un tipo tan disparatado como peligroso.

      ¿Y si los actores están tan bien casi todos, por qué patina la serie? Pues, me temo, es asunto del guión. Quizá pese demasiado que sea la novela favorita del propio King, y no sabe por dónde cortarla. Le sobra metraje de forma exagerada. Los tres primeros episodios podían resumirse en uno y medio como mucho, y para cuando empieza lo más interesante, el episodio cuatro, gran parte de la audiencia ha desconectado. Además de que posteriormente sucede lo mismo y la serie vuelve a pararse y dar vueltas alrededor de sí misma. Se toma demasiado en serio a sí misma y se entretiene en zarandajas para dejar sin explicar por completo los elementos más interesantes y poderosos realmente. Tiene diálogos que son… difíciles de aceptar, y demasiados momentos de simple y llano aburrimiento. Da continuamente una de cal y una de arena entre lo brillante y lo excesivo, entre lo entretenido y lo frío y distante. Entre la miniserie que podía haber sido con cinco o seis episodios y la que es, demasiado larga y con menos ritmo del debido. La mezcla de terror, elementos… sobrenaturales y drama humano, cuaja por sus actores y no por su guión. Y ese lastre termina por dejar Lisey’s Story en tierra de nadie.

                                            Jesús Usero

Add to Flipboard Magazine.

©accioncine

Logo Accioncine

 

Revista ACCION

haga clic en mí para abrirlo

cierre la etiqueta tanto en la parte superior como en la parte inferior

texto dentro del spoiler
.

Modificado por última vez en Martes, 22 Junio 2021 16:51
Jesús Usero

Periodista cinematográfico experto en televisión