Crítica de la película Otra vuelta de tuerca

Floja adaptación de la obra de Henry James, posiblemente la peor.

         Hay muchos intentos del audiovisual, cine y televisión, de trasladar, ya sea en forma de largometraje en pantalla grande, serie o miniserie de televisión o película para televisión, esta obra de Henry James que es sin duda una pieza clave de la literatura de terror sobre temática fantasmal. Pero todas ellas son mejores que la película que aquí nos ocupa.

Los papeles de Aspern ★

Noviembre 02, 2020

Crítica de la película Los papeles de Aspern

Otra anodina adaptación de la obra de Henry James.

      De sus textos han nacido clásicos del cine romántico, como La heredera (William Wyler, 1949), y del terror, como Suspense (Jack Clayton, 1961), cuyo remake, la serie La maldición de Bly Manor acaba de llegar a Netflix. Sin embargo, Los papeles de Aspern no ha conseguido nunca una adaptación a su altura. Ni la primera de 1991, curiosamente española y a cargo de Jordi Cadena, ni la segunda de 2010, un telefilm norteamericano dirigido por la desconocida Mariana Hellmund, lo estuvieron. Y el caso de la última adaptación, llevada a cabo por el debutante francés Julien Landais, no es diferente. Tiene un reparto con más pedigrí, pero es tan insulsa en forma y fondo como las demás.