Era de espera, sobre todo con el desgaste que está sufriendo Frozen desde la semana pasada, pero no queda más que quitarse el sombrero con la secuela de Jumanji, que finalmente ha superado las expectativas y se ha convertido en uno de los títulos a tener en cuenta de estas navidades, aunque su cifra final en Norteamérica va a quedarse algo alejada de los más de 400 millones de la primera película. O segunda si contamos la de los 90 como primera entrega… Sea como sea, Jumanji: Siguiente Nivel, ha acertado con la audiencia y se ha colocado en lo más alto de la taquilla con una cifra sensacional para un proyecto así. 60,1 millones de dólares recaudados en sus tres primeros días en Norteamérica, casi el doble que la anterior, pero aquella se mantuvo de forma increíble semana a semana, algo que esta entrega no conseguirá. Con las Navidades por delante, sí es seguro que superará los 200 millones de dólares sin despeinarse, pero 400 millones… parece imposible.

Crítica de la película Jumanji Siguiente Nivel

Efectiva secuela a la altura de la primera película.

Sí, hay una secuela de Jumanji. Es obvio que iba a haber secuela de Jumanji. La película no costó 100 millones y recaudó casi 1000 en todo el mundo hace dos navidades, convirtiéndose en un éxito sorpresa. Los fans de la original la atacaron sin piedad antes incluso de verla, y pidieron el boicot al producto. La campaña funcionó mal, la verdad, y una secuela tuvo luz verde poco después de estrenarse. Con todo el equipo original, incluyendo no sólo al reparto, sino al director Jake Kasdan, y a los guionistas, Scott Rosenberg y Jeff Pinkner, quienes han escrito la secuela junto al propio Kasdan. Hay una sensación de continuidad y eso ayuda a que todo sea familiar para el espectador.

La secuela nos lleva al paso de los protagonistas en el mundo real, del instituto a la época universitaria, donde las cosas han cambiado. El protagonista, Spencer, no encuentra su sitio, ha dejado a su pareja y apenas habla con sus amigos. De regreso a la casa familiar por vacaciones, junto a su abuelo Eddie, interpretado por Danny DeVito, consigue arreglar el videojuego Jumanji y viajar allí, nadie sabe bien por qué, lo que obliga a sus amigos a retomar la aventura para rescatarle. Pero las cosas no salen como la última vez, y son Eddie y su viejo socio Milo (Danny Glover), quienes ocupan los avatares de Dwayne Johnson y Kevin Hart en Jumanji. Un cambio radical.

El actor Danny DeVito es la última incorporación de la secuela de Jumanji liderada por Dwayne Johnson.

Cuando se anunció la llegada de Jumanji: Bienvenidos a la Jungla, los fans de la película original de Robin Williams se echaron las manos a la cabeza. Todos auguraron un desastre en taquilla y crítica, pero la película, con un presupuesto de 90 millones de dólares, acabó recaudando mas de 962 millones en todo el mundo.

Tres semanas después de su estreno, Jumanji se alza con el trono de la taquilla norteamericana gracias al buen sabor de boca que está dejando en la audiencia y a que después de las navidades la película sigue entusiasmando. Hay que recordar que en Norteamérica las fiestas navideñas terminan el 1 de enero, por lo que la taquilla desciende de aquellas fechas a este fin de semana notablemente, sobre todo de lunes a jueves. Pero pese a ello la película protagonizada por Dwayne Johnson, Kevin Hart, Karen Gillan y Jack Black ha permanecido fuerte entresemana y ha despuntado en estos días para adelantar a Star Wars Episodio VIII finalmente. Un éxito enorme para una película de 90 millones de dólares de presupuesto que con los 36 millones conseguidos este fin de semana suma sólo allí más de 244 millones de dólares. Se espera que la película pase de los 300 millones sin problemas, a lo que hay que sumarle la cifra internacional que, por el momento, suma otros 275 millones para un total de más de 519 millones. Sensacional el resultado, sobre todo con tanta gente asegurando que la película sería un fracaso, que nadie quería verla, que era una falta de respeto a la original… Bueno, se equivocaron un poquito. Pero no nos engañemos tampoco, no es un éxito del nivel de Star Wars Episodio VIII, que aunque cae a la tercera plaza con 23,6 millones, se coloca ya como la sexta película más taquillera de la historia allí, con 572,5 millones de dólares, a los que hay que sumarle la cifra internacional, 632,7 millones de dólares del mercado internacional para un total de 1205,2 millones en todo el mundo. Ahora vendrán a decir que es un fracaso, pero es justo lo contrario. La película más taquillera de 2017 en todo el mundo. Y falta ver cómo responde el mercado chino… Entre ambas y superando las expectativas enormemente, ha llegado Insidious: La Última Llave, con 29,3 millones sólo en Norteamérica, a lo que se suman otros 20 del mercado internacional. La película apenas costó 10 millones, así que ya está generando beneficios para la compañía. Y después del periodo navideño, El Gran Showman y Dando la Nota 3 están consiguiendo unas cifras más que respetables. La primera suma otros 13,8 millones para un total de 75,9 sólo en USA, mientras que la segunda, con otros 10,3 millones acumula ya casi 86 millones camino de los 100 que seguramente alcance…

Jesús Usero

COMENTA CON TU CUENTA DE FACEBOOK

©accioncine