Jack Reacher ★★★★

Miguel Juan Payán 03 Ene 2013

Crítica de la película Jack Reacher

Tom Cruise está en plena forma en esta intriga de calidad con espectaculares secuencias de acción.

El guionista de Sospechosos habituales se pone tras la cámara para llevar al cine a un personaje que reúne todos los tópicos del justiciero del cine de acción mezclados con las criaturas de las novelas de intriga tipo best seller, Jack Reacher. El resultado es una entretenida película de intriga dirigida con enorme solvencia como un producto de evasión de calidad en el que se respetan las claves esenciales del género pero añadiendo a las mismas un acabado elegante incluso en sus escenas de acción más trepidantes.

Dicho de otro modo: Jack Reacher no es una película más del montón de intrigas que nos propone habitualmente el cine norteamericano cada temporada, sino que cuenta con elementos que la ponen en la liga del producto de evasión de calidad. Bien concebido. Me recuerda aquel cine de intriga policial y conspiraciones de los años setenta que ibas a ver para evadirte pero al mismo tiempo te respetaba como espectador y conseguía engancharte por su acabado perfecto. Estoy pensando ahora mismo en películas como Bullit, Los tres días del Cóndor, El último testigo, La organización criminal, El caso Thomas Crown… En definitiva un tipo de cine que aportaba evasión y entretenimiento sin bajar la guardia en lo referido a la calidad. Dicho de otro modo, Jack Reacher me recuerda un cine de intriga anterior al momento en el que el género se perdió definitivamente en la senda de la espectacularidad visual y prefirió olvidar la creación de personajes y situaciones interesantes. Ese cine de los setenta se definía precisamente por contener pocas escenas de acción, pero muy trabajadas y contundentes. Es así como despliega sus secuencias de acción Jack Reacher, que incluye una secuencia de persecución en automóvil espectacular capaz de recordarnos la de Steve McQueen en Bullit, pero haciendo que el perseguidor sea al mismo tiempo perseguido, de tal manera que se implican en la secuencia tres elementos en movimiento, el más difícil todavía. Además las secuencias de combate cuerpo a cuerpo se ven a la perfección, no hay cortes rápidos ni piruetas imposibles en esta sucesión de combates callejeros. Sólo golpes entre los participantes, con un estilo muy especial de lucha desarrollado en España que Cruise aplica con singular contundencia.

Otra característica de aquel buen cine de intriga y acción de los años setenta, era la creación de villanos consistentes, capaces de ganarse su protagonismo en la historia con muy poco tiempo de presencia en la pantalla. Eso también se cumple en Jack Reacher, donde el director alemán Werner Herzog se convierte en una grata sorpresa como actor tras haber sido durante años un maestro tras las cámaras en películas como Aguirre o la cólera de Dios, Nosferatu o Fitzcarraldo. El trabajo de Herzog interpretando al gran malo de esta intriga es modélico y narrativamente su personaje tiene algunos puntos en común con la que sigue siendo una de las grandes creaciones del director de la película, Ralph McQuarrie, como guionista, el misterioso y siniestro Kaiser Sozé de Sospechosos habituales. Ese personaje de Herzog sirve además como excelente ejemplo de los buenos resultados que pueden obtenerse en una trama aparentemente más convencional cuando se trabaja sobre la creación de personajes interesantes desde el comienzo en la fase de escritura del guión. Ocurre lo mismo con el propio protagonista, un personaje al que parecía imposible sacar del tópico pero al que esta película dota de una personalidad que va más allá de los lugares comunes de la narrativa más habitual en el campo del best seller.

Posiblemente la característica más interesante de Jack Reacher es el trabajo que hacen tanto el director y guionista, McQuarrie, como el protagonista y productor, Cruise, para tomar lo que más les interesa del personaje de las novelas originales y convertirlo en otra cosa. Las versiones cinematográficas deben desarrollar siempre su propia personalidad narrativa y visual frente a las fuentes originales de las que parten sus historias. No es un derecho, sino incluso una obligación del cine frente a la literatura o cualquier otra fuente de inspiración. En esa parcela, creo que el trabajo de adaptación de Jack Reacher supera al original en el que se basa sin renegar de sus elementos esenciales. Esa es la clave: respeta el espíritu, pero ha enriquecido el personaje protagonista con referencias propias aportadas por los responsables de la versión cinematográfica. Reacher se ha construido por tanto a la medida de Cruise, que con este trabajo en mi opinión confirma la recuperación de su carrera como estrella que inició en Misión imposible: protocolo fantasma. Pero además se adorna con características propias de la mitología del western: es un nómada, y en la versión cinematográfica está mucho más cerca de las recreaciones del pistolero errante que de las figuras propias del cine de intriga al que pertenece el entorno argumental en el que se mueve. Eso hace mucho más interesante el cruce entre personaje y argumento de lo que pude ser en la novela, más convencional.

Y acompañando a todos estos elementos y a un guión bien construido, Jack Reacher abre con una secuencia de francotirador donde el director echa el resto en lo referido a la creación de suspense visual propio de una intriga intensa de Alfred Hitchcock. Cabía temer que después de un arranque tan potente la película no pudiera mantener el tono, pero McQuarrie es suficientemente hábil al contar su historia para que el tono no sólo no decaiga, sino que progrese e incluso vaya ganando aún mayor interés al construir su intriga, alternando la acción física y de persecución con otros momentos de intriga intensa e inquietante, como la entrevista de la abogada interpretada por Rosamund Pike con el padre de una de las víctimas, el ataque que sufre el protagonista en la casa de un sospechoso o el ajuste de cuentas del villano con uno de sus sicarios a base de meterle dedos al asunto…

Miguel Juan Payán

COMENTA CON TU CUENTA DE FACEBOOK

Modificado por última vez en Viernes, 14 Diciembre 2018 20:52
Valora este artículo
(0 votos)

Revista mensual que te ofrece la información cinematográfica de una forma amena y fresca. Todos los meses incluye reportajes de los estrenos de cine, analisis de las novedades televisivas, entrevistas, pósters y fichas coleccionables tanto de cine clásico como moderno.

     

Contacto

 
91 486 20 80
Fax: 91 643 75 55
 
© NOREA Y ALOMAN EDICIONES, S.L.
c/ La Higuera, 2 - 2ºB
28922 Alcorcón (Madrid) NIF: B85355915
 
Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

En caso de duda para pedidos, suscripciones, preguntas al Correo del lector o cualquier otra consulta escríbenos por WhatsApp