Capitán América: Civil War *****

Capitán América: Guerra Civil. Posiblemente la mejor de Marvel y una de las mejores de superhéroes.

En su liga, la liga de la explotación del cine de evasión comercial con superhéroes, es una de cinco estrellas. Espero que esto deje claro el tema de las estrellitas así de partida. Es de lo mejor que he visto en lo referido a este tipo de producto de ocio audiovisual. Nivel Vengadores, como mínimo. De hecho, digan lo que digan algunos, y la nombren como la nombren otros, e independientemente de cómo quieran vendernos la tostada en la productora y distribuidora, pienso que este largometraje, lo mires como lo mires, es más una película de Vengadores que una película de Capitán América. Y no sólo por el número nunca igualado anteriormente de personajes convocados para la ocasión, sino porque en todos los flashback que se introducen, tanto verbales como visuales, aludiendo a películas anteriores, tanto de la franquicia del Capitán América como de la franquicia Vengadores, queda claro no sólo el papel central del propio personaje del Capitán América en el universo cinematográfico de la Marvel, asociado, como no puede ser de otro modo, con el personaje de Tony Stark/Iron Man que interpreta Robert Downey Jr., sino también el hecho de que esta primera película de la fase tres de la Marvel muestra ya su papel como epicentro integrador de la continuidad de la multifranquicia de los héroes del cómic trasladada a la pantalla grande.

Si alguien, como mi colega Jesús Usero, opina que sigue siendo una película de Capitán América en lugar de una de Vengadores, le recomiendo que para empezar repare en que en ésta Civil War, el personaje de Tony Stark/Iron Man tiene tanto protagonismo y es tan centro de la trama como el propio Steve Rogers/Capitán América. Creo que con eso queda explicado el asunto. Pero por si no es así, otro dato a tener en cuenta: las dos batallas de grupos, pero sobre todo la segunda, con el aeropuerto y lo que pasa al final de esa secuencia con el personaje de Ant-Man, más la integación del personaje de Spiderman, nos proponen una auténtica y completa traslación de las viñetas a doble página de los cómics de Vengadores directamente a la pantalla: tal y como ocurre en las viñetas, que deben extenderse a la doble página para captar el verdadero potencial visual del enfrentamiento, la propia pantalla grande tiene que buscar claves visuales para acoger a todos estos personajes según el propio lenguaje cinematográfico, en un ejercicio de traducción de la viñeta al plano realmente interesante para analizarlo técnicamente, con encuadres, tipos de planos, montaje, etcétera, porque en algunos momentos llega a ser realmente brillante.

Así que buena película, tan buena como la primera de Vengadores o la segunda del Capitán América, y bastante mejor que todo el resto de productor marvelita cinematográfico que hemos visto hasta el momento. Su guión, como el de las dos producciones citadas más arriba, consigue integrar a un variopinto grupo de personajes otorgándoles su momento de protagonismo e importancia en la trama a cada uno de ellos. En ese uso de las pinceladas breves pero contundentes para explicar subtramas y conflictos de cada personaje creo que consigue ponerse al nivel de la primera de los Vengadores, y al miso tiempo logra algo que no logró la segunda de Vengadores: hacerlo sin frenar el ritmo y el dinamismo casi frenético de la historia. Un ejemplo de ello es el tema Visión/Bruja Escarlata, o la presentación eficaz y rotunda de Pantera Negra.

Otra cosa interesante es cómo ha manejado el personaje Helmut Zemo que interpreta Daniel Brühl, y cómo se integra el antagonista en una pelea entre superhéroes. Han logrado que en el poco espacio que dejan los enfrentamientos entre el Team Capi y el Team Iron Man, pueda desarrollarse un villano interesante con el que además llegamos a identificarnos, y que además nos revela el verdadero tema de toda la película: la venganza (otra vez un lazo con el propio nombre del grupo de superhéroes a cuya franquicia pienso que se acerca más esta película, los Vengadores). En mi opinión, el Zemo de la película es, para el cine, mejor que el Zemo del cómic. Porque el Zemo del cómic puede ser bueno para las viñetas, y de hecho es uno de los villanos más interesantes de los comics de la Marvel, pero el cine necesita elaborar su propio lenguaje con este tipo de personajes y tiene que trabajar otras claves para hacerlos más interesantes. Creo que eso lo han conseguido plenamente con el Zemo de Daniel Brühl, con el que, como digo, al final incluso podemos llegar a identificarnos, lo cual incrementa nuestras dudas de empatía por uno u otro grupo de los superhéroes enfrentados, que es una excelente manera de hacernos participar más como espectadores en la película.

Dicho todo lo anterior, Capitán América: Guerra Civil, me sugiere otras reflexiones que quiero compartir con ustedes en este tramo final de mi comentario. La primera es que creo que con esta película, asociada a la primera de Vengadores y a la segunda del Capitán América, se refuerza el carácter y la personalidad de las producciones cinematográficas de la Marvel, pero la pregunta es: ¿habrán tocado ya techo? Y si es así, ¿por qué nuevos caminos pueden buscar alternativas que nos sorprendan y nos lleven a otro nivel? Pienso que ese va a ser el reto que tienen las siguientes películas de la casa, Doctor Extraño y Thor: Ragnarok, encontrar nuevas líneas de desarrollo, nuevos matices, nuevos ritmos…

El otro asunto lo planteaba un lector de Acción el otro día en un twitter y me parece interesante, porque está relacionado con lo que he planteado anteriormente: ¿van a volver a los personajes en solitario? Por el listado de títulos podríamos pensar que sí, pero lo cierto es que ahora mismo, después de ver lo que han hecho con este largometraje, que supuestamente es el tercero de la saga del Capitán América, y considerando el previsible éxito en la taquilla del mismo, no me creo que vayan a dejar demasiado solanas a Pantera Negra cuando llegue el momento. De hecho ya hay rumores de que Tony Stark podría aparecer incluso en el largometraje de Spiderman de Sony, así que sospecho que la estrategia que nos propone esta fase tres es una sinergia total, una continuidad absoluta, de manera que sospecho que no vamos a ver realmente solo a ningún personaje Marvel a partir de ahora. Tal y como ocurre en los comics, donde el cruce de personajes y tramas argumentales es constante. Obviamente esto puede llegar a ser muy interesante por lo que supone para la manera de entender la producción cinematográfica, presupuestos, contratos con los actores… que no se da en los comics.

Resumiendo: la mejor de Marvel, al nivel Vengadores 1 y superando Vengadores 2

Miguel Juan Payán

COMENTA CON TU CUENTA DE FACEBOOK

©accioncine

Modificado por última vez en Martes, 31 Mayo 2016 10:55
Valora este artículo
(0 votos)
Más en esta categoría: « Trumbo *** Mascotas *** »

Revista mensual que te ofrece la información cinematográfica de una forma amena y fresca. Todos los meses incluye reportajes de los estrenos de cine, analisis de las novedades televisivas, entrevistas, pósters y fichas coleccionables tanto de cine clásico como moderno.

     

Contacto

 
91 486 20 80
Fax: 91 643 75 55
 
© NOREA Y ALOMAN EDICIONES, S.L.
c/ La Higuera, 2 - 2ºB
28922 Alcorcón (Madrid) NIF: B85355915
 
Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

En caso de duda para pedidos, suscripciones, preguntas al Correo del lector o cualquier otra consulta escríbenos por WhatsApp