Hace tiempo se anunció Castle Falls, un actioner que volvía a unir al británico Scott Adkins con el sueco Dolph Lundgren.

      Y por fin ha comenzado su rodaje en Alabama. La trama nos presenta a dos bandas rivales que intentarán encontrar un botín de millones de dólares en un edificio que van a derribar, pero el conserje de dicho edificio, papel del que se encarga Scott, ya lo ha encontrado, y tendrá que lidiar con ambas bandas. El propio Lundgren aparece acreditado como director y productor, y en el reparto aparece la hija del actor, Ida. La acción recae en manos de Tim Man, viejo conocido de Adkins con el que ha trabajado en Ninja 2 (2013), Boyka: Invicto 4 (2016), Eliminators (2016), Accident Man (2018), Abduction (2019), Triple Amenaza (2019) y Legacy of Lies (2020)