fbpx
AccionCine tu revista de cine y series
9.9 C
Madrid
martes, febrero 27, 2024
PUBLICIDAD

Stoker (Lazos perversos) *****

Stoker (Lazos perversos) *****


Stoker (Lazos perversos). Muy buena. Una inquietante lección de cine puro en la que cada plano es un momento de magia.

Stoker es de cinco estrellas. Está a años luz de casi cualquier otra cosa que podamos ver en el género de intriga hoy en día. Park Chan-wook, el director de la Trilogía de la Venganza (Sympathy for Mr. Vengeance, Old Boy, Lady Vengeance) sigue sacando a la luz la poesía del cine con el pulso de los grandes maestros. A mis alumnos de historia del cine y géneros cinematográficos ya les he dicho que tiene que ir a verla, y que si por algún fenómeno extraño no les gusta, deben hacer dos cosas: la primera, hacérselo mirar, porque el problema es de ellos, no de la película. La segunda, según salen de la sesión, dar media vuelta, volver a pasar por taquilla, y volver a verla. Y así hasta que les guste. Porque, como digo, Stoker es toda una lección de cine.

Me pongo así de taxativo para dejar claro en este comentario que la solvencia, calidad y aportación de Stoker al cine actual no es discutible. A los espectadores en general podrá gustarles o no. Eso es cosa suya y cada cual es muy libre de tener sus propios gustos. Pero amigo o amiga, si usted da en definirse a sí miso como cinéfilo, como aficionado al cine, esta película debería parecerle una joya.

Aclarado esto, paso a desgranar algunas cosas que me ha sugerido esta película. La primera es que se mueve como una ágil y astuta serpiente entre distintos referentes que van desde Lolita de Stanley Kubrick hasta La sombra de una duda de Alfred Hitchcock, pero además me atrevería a decir que respira el mismo aire que El resplandor, también de Kubrick, con esa casa y esos personajes camino del punto de ruptura y por si todo eso fuera poco para dejar claro entre qué fronteras se mueve este brillante ejercicio narrativo de Park Chan-wook, en su desenlace incluye un clarísimo guiño a Psicosis en la secuencia en que el sheriff para el coche de la protagonista. Otro guiño clarísimo al cine de Hitchcock es el sentido del humor negro, similar al que desplegaban las conversaciones siniestras sobre asesinatos entre el padre de la protagonista y el amigo en La sombra de una duda, con la llegada de la tía Gwendolyne y esa resolución de su destino, cuando le pregunta al taxista “¿Hay algún otro hotel aquí que no sea el Biltmore?” y acaba en un plano de la anciana en un motel cutre. Casi podríamos decir que a su manera, Park Chan-wook ha hecho una revisión más siniestra y oscura de aquella película que era la favorita elegida por Hitchcock entre toda su filmografía.

Definidas estas fronteras, Park Chan-wook despliega su talento sin apartarse un ápice de sus claves como autor y sus intereses como narrador, trabajando con sus propias claves de estilo, todo elegancia visual, un género tan maltratado, por exceso de uso y abuso, como es el cine de intriga, para devolverle su principal cualidad, que es la capacidad para resultar inquietante, extraño y llegado el caso incluso grotesco.

En este primer trabajo para el cine estadounidense el director surcoreano respeta además su propio estilo de contar, manteniéndose fiel a las claves de su trilogía de la venganza, de la que Stoker bien podría ser un apéndice perfectamente vinculado a sus antecedentes. Basta darse cuenta de cómo construye sus películas como un cuadro con alma de rompecabezas en el cual cada pieza y cada detalle, por pequeños que sean, ocupan un lugar esencial en la trama. Ejemplos en el caso que nos ocupa: el paraguas en el día de lluvia, el piano o esa escalera que se convierte en elemento esencial de todos los planos que marcan la evolución de la relación de seductor y seducida del tío y la protagonista. En esta ceremonia sobre la seducción, Park Chan-wook nos seduce con imágenes de marcada influencia pictórica en la que de paso nos da un seminario sobre otro tema que apasionaba a Hitchcock: el punto de vista y la información del espectador, o lo que es lo mismo: cómo y qué miramos. Desde ese primer plano de la película donde nos presenta a la protagonista y que de hecho convierte todo el relato en un flashback con cualidades de pesadilla y no pocos referentes psicoanalíticos, hasta ese juego con la escalera que está en un primer plano como protagonista en el primer encuentro de tío y sobrina y reina igualmente en el momento de la revelación derivada de las cartas o destacándose casi como un personaje más al fondo de la imagen durante la conversación del sheriff con la protagonista, que el tío escucha escondido. Toda la película es una reflexión sobre mirar y cómo mirar, lo cual es totalmente coherente con su argumento y la pasión de la protagonista por la caza y el acecho. Un ejemplo es esa escena del sheriff, pero antes también en el encuentro entre el tío y la madre en el salón bajo la mirada de la hija.

Desde ese punto de vista de cuidado por el detalle y tratado sobre la mirada, Stoker es también un juego de atención para el espectador que tiene una raíz literaria, descriptiva, sin duda más apreciable aún por los espectadores que tengan entre sus virtudes la pasión por la lectura, porque hay mucho de referente literario en el argumento y las formas que exhibe la película, una siniestra mezcla de elementos de la novela gótica y victoriana del siglo XIX.

Además el trío central del relato, la joven protagonista, el tío y la madre están servidos con enorme talento por Mia Wasikowska, Matthew Goode y Nicole Kidman.

Un excelente ejemplo de cine.

Recomendación de películas afines: la mejor compañía para esta película es la citada La sombra de una duda, de Hitchcock, de la que, como he comentado, es algo así como una variante oscura y truculenta. Además encaja a la perfección con la trilogía de la venganza de su director, Sympathy for Mr. Vengeance, Old Boy, Sympathy for Lady Vengeance, además de Thirst. Y por tematica tampoco le vendría mal como acompañante Intentions of Murder, de Shoei Imamura.

Miguel Juan Payán

COMENTA CON TU CUENTA DE FACEBOOK


AccionCine - Últimos números

Paypal

SUSCRÍBETE - PAGA 10 Y RECIBE 12 REVISTAS AL AÑO

Artículos relacionados

PUBLICIDAD

Últimos artículos