fbpx
AccionCine tu revista de cine y series
27.7 C
Madrid
lunes, mayo 27, 2024
PUBLICIDAD

El museo del cine de Carlos Jiménez

Cinéfilos por España: El museo del cine de Carlos Jiménez

En Villarejo de Salvanés, una pequeña localidad de Madrid, nos acercamos a visitar el Museo del Cine creado por Carlos Jiménez, un coleccionista que trabajó en un cine desde niño y que con el paso del tiempo decidió dedicar un espacio a mostrar una enorme colección de lo que habían sido muchas de las cabinas de cine de medio mundo. Un paseo por la historia del cine, desde los orígenes a los últimos proyectores analógicos, de la mano de un coleccionista que sigue ampliando el museo con nuevas adquisiciones. Un maravilloso lugar que todo amante del séptimo arte debería conocer en persona.

Nos cuenta Carlos nada más entrar a su Museo del Cine, situado como mencionábamos antes en la pequeña localidad madrileña de Villarejo de Salvanés, que parte de esa pasión por el cine y esa necesidad de crear un museo viene de su padre, un hombre humilde que quería montar su propio cine y que, como no tenía operador, colocó a su hijo Carlos, siendo un niño, al frente de la cabina. Es solo una de las cientos de anécdotas que nos cuenta el responsable de este pequeño gran rincón imprescindible para amantes del cine, quizá en su faceta más literal. De los cines, de las salas donde se han proyectado cientos de miles de películas a lo largo de la historia. Un hombre que empezó a trastear con aquellas piezas que encontraba en los cines de niño y que de allí, cuando fue creciendo, pasó a buscarlas en el Rastro, en distintos coleccionistas, en cines que cerraban y, finalmente, en subastas internacionales. Donde aún hoy sigue buscando para conseguir las piezas que le faltan a su colección, ya de por sí enorme. Incluso nos enseñó el último proyector sin desembalar todavía, que le había llegado de una de esas subastas. En esa entrada, además de aquel primer proyector con el que aprendió, se encuentra la motocicleta que su padre regaló a un empleado, con la que los rollos de las películas viajaban entre los pueblos para poder proyectar simultáneamente en todos ellos una misma película.

Son algunos de los secretos que esconde un lugar mágico. Porque no solo encontramos proyectores, sino que además aparecen entre los rincones del lugar recuerdos como esa motocicleta, cámaras de televisión, los antecedentes del cine, o incluso cabinas completas. Por ejemplo, de cines que han ido cerrando y cuyas cabinas han sido rescatadas por el dueño del museo. O también los ingeniosos inventos para proyectar cine cuando no había sido inventado el cine. El cine vivido desde el corazón, desde esos rollos de película que se dejaban en una saca en la plaza del pueblo sin que nadie los tocase hasta que el fin de semana el responsable del cine los recogía para proyectar las películas. O esa bicicleta que servía para poder proyectar películas en pueblos donde no llegaba la luz –posteriormente sustituida por un ciclomotor–,que servía para que al pedalear se generase la energía para proyectar, mientras otra persona movía la manivela de los fotogramas… Más de 225 cines ha explorado Carlos Jiménez para encontrar todas las joyas de la colección, que muestra en visitas guiadas a grupos, gente que estudia cine, curiosos e interesados por la historia. Visita guiada que recomendamos ante los enormes conocimientos de este coleccionista que, como él mismo nos dice, no vive ni mucho menos de esto, pero es su pasión. Y también la nuestra, por supuesto. Por eso merece tanto la pena acercarse a este museo y descubrir todos los secretos que esconde en su recorrido por la historia del cine.

Jesús Usero

El primer proyector de Carlos Jiménez
El primer proyector de Carlos Jiménez

El primer proyector de Carlos Jiménez

Con ocho años, tras montar su padre el primer cine de la familia, el Cine Alegrías, Carlos se situó como operador de cabina, al frente de las proyecciones, con más de 500 personas. Un proyector nada más entrar nos recibe, el de aquel mítico cine donde él empezó, y que no es ni mucho menos automático. Es un proyector que había que regular, con arco voltaico y que aquel niño aprendió a manejar. Encontrándose además, como relata, con muchas cosas en aquellas cabinas, como proyectores de cine mudo al que habían acoplado un lector de sonido. Así nació ese amor por el arte de la proyección, con aquellas destartaladas cabinas donde encontraba piezas que luego arreglaba (o destrozaba) en casa.

El proyector de Samuel Bronston
El proyector de Samuel Bronston

El proyector de Samuel Bronston

El legendario productor de Hollywood Samuel Bronston pasó mucho tiempo rodando grandes superproducciones en nuestro país, que se había convertido en una suerte de plató de Hollywood. Aquí vimos como Bronston rodó 55 días en Pekín, La caída del Imperio romano, El fabuloso mundo del circo o Rey de reyes,entre muchas otras. Y aquí está el proyector que tenía en sus oficinas, ya que en Madrid montó sus propios estudios y ante nosotros tenemos el proyector personal en el que Philip Yordan, guionista y asistente del productor, proyectaba las películas. Tres bobinas para poder proyectar y cortar a su antojo.

La prehistoria del cine
La prehistoria del cine

La prehistoria del cine

Si el museo cubre la historia, esencialmente, de las salas de cine desde sus inicios hasta sus más modernos representantes, también hay una parte destinada a su prehistoria, a aquellos elementos que sirvieron para replicar una imagen en movimiento, o la fantasía de ese movimiento, mucho antes de que llegase el cine. Juguetes ópticos como la linterna mágica, de los que tiene una gran colección. Recordando nuestro reciente viaje a Países Bajos, a Ámsterdam, con el Museo del Cine, nos encontramos con el hecho de que esta colección es tan grande o seguramente más que la que tiene aquel museo oficial.

Los 70 mm
Los 70 mm

Los 70 mm

Hoy en día, en la era de lo digital, aún quedan un puñado de salas en el mundo que pueden proyectar en formato analógico, y el rey de los formatos analógicos es, sin duda, los 70 mm. Esos fotogramas enormes con una calidad de imagen asombrosa y que fueron los reyes durante un periodo de tiempo, en el que todas las superproducciones lo emplearon (de Lawrence de Arabia a El puente sobre el río Kwai entre muchas). Aquí tenemos dos de aquellos que la 20th Century Fox encargó a la marca Phillips para lanzar el formato de 70 mm. Es una cabina completa en la que incluso se ven las sacas de los rollos de película al fondo.

Mientras dure la guerra
Mientras dure la guerra

Mientras dure la guerra

Carlos Jiménez, además de sus enormes conocimientos y de su maravillosa colección, también colabora con distintos rodajes, en cine y televisión, aportando su material. Ese es el caso del proyector que nos ocupa, un Gaumont que se empleó en el rodaje de la reciente Mientras dure la guerra, de Alejandro Amenábar, y que era utilizado por el bando franquista en la película. Es un proyector que todavía funciona porque para la película necesitaban que así fuese. Algo nada sencillo debido a la antigüedad de los objetos. Además, recordemos que, a veces, para hacerlos funcionar, requieren modificaciones que les hacen perder su valor histórico. Aunque no fue el caso.

Sonido gramofónico en El cantor de jazz
Sonido gramofónico en El cantor de jazz

Sonido gramofónico en El cantor de jazz

En 1927 se estrena El cantor de jazz. No es la primera película con sonido, pero sí la primera que se graba parcialmente con sonido sincronizado, empleando el sistema Vitaphone, que recogía en discos ese sonido. Eso es justo lo que nos muestra Carlos aquí, una cabina completa, con sus dos proyectores, sus gramófonos… Un sistema que requería de la proyección sincronizada por el operador de cabina, que debía seguir unas marcas muy específicas o poner a ojo el sonido en el momento adecuado. Hasta que en 1929 la Warner empezó a incluir la banda sonora dentro del fotograma, evitando esa falta de sincronía en la proyección.

noreadigital.es expertos en videomarketing

Copyright 2022 AccionCine. Se permite el uso del contenido editorial del artículo siempre y cuando se haga referencia a su fuente, además de contener el siguiente enlace: www.accioncine.es

Jesús Usero
Periodista cinematográfico experto en televisión

AccionCine - Últimos números

Paypal

SUSCRÍBETE - PAGA 10 Y RECIBE 12 REVISTAS AL AÑO

Artículos relacionados

PUBLICIDAD

Últimos artículos