AccionCine tu revista de cine y series
6.1 C
Madrid
domingo, diciembre 4, 2022
PUBLICIDAD

Blog de cine: Una reflexión sobre Zack Snyder y el cine

Zack Snyder y el cine: entre lo oscuro, lo adulto y lo maduro

Recuerdo por aquella época en la que parecía que DC empezaba a construir su propio universo cinematográfico con pasos firmes cuando se iba a estrenar Batman v Superman, allá por 2016, en la cual Zack Snyder hizo unas declaraciones donde marcaba sus diferencias con las películas de Marvel Studios, aludiendo a que su visión era más realista y adulta. De la misma forma, después de que se anunciara el lanzamiento de la Zack Snyder´s Justice League, durante la promoción contestó a un fan por Twitter que su corte iba dirigido a un target más adulto, no como la versión de 2017 a la que el usuario se refirió como una experiencia de “dibujos de sábado por la mañana”.

A raíz de todo esto, yo me pregunté realmente qué significaba que una película fuera adulta. ¿Qué hace que una historia no sea “para niños”? ¿Qué tiene la ZSJL que no tengan otras películas del género que no puedan ver chicos de 11 o 12 años? ¿La oscuridad, el estilo visual, los personajes…? Y de esta reflexión, saqué la conclusión de que en realidad habría que hacer hasta una distinción más: maduro y adulto. ¿Algo adulto es necesariamente maduro?

Si entendemos una historia madura como algo complejo y profundo, que tiene diferentes capas y de la cual necesitas un grado de experiencia y de reflexión para entenderla, una historia slasher llena de gore puede ser adulto y no apto para niños porque salen elementos y cosas perturbadoras para alguien de 6 años, pero no necesariamente sería maduro porque no tiene ninguna complejidad en su argumento. En cambio, puede haber un relato donde no salga ni un ápice de sangre, pero ser madura debido a su trama, a la profundidad de sus personajes, los traumas que pueden conllevar estos, etc.

Zack Snyder
Zack Snyder

Por ejemplo, una película madura o, en este caso películas, sería la trilogía Before de Richard Linklater, porque explora las relaciones de pareja a distintas edades de las que se pueden sacar muchas lecturas dependiendo del momento en que la veas. O por ejemplo, en el terreno de superhéroes, Daredevil, Moon Knight o la trilogía del Caballero Oscuro de Nolan también lo serían por la profundidad con la que exploran a sus personajes y sus traumas así como las tramas políticas/judiciales que se dan en ellas. Algo simplemente adulto serían las comedias de American Pie, por el elevado tono sexual de sus películas, algunas películas de zombies donde solo impera el gore sin trasfondo ninguno o The Raid (2011) por su lenguaje y extrema violencia.

Blog de cine: Una reflexión sobre Zack Snyder y el cine

¿Y lo oscuro? ¿Qué hay de esas películas que tienen un tono visual apagado, con colores de matices oscuros y un estilo sombrío? ¿Podemos decir que eso es adulto? La ambientación en una película o en una historia es importante. Ayuda a crear una atmósfera y un clímax al relato que te envuelve y te sumerge en él, pero al final el contenido es el que termina imperando. De hecho, Tim Burton tiene alguna película con este tipo de ambientaciones o estilos visuales, pero que poco o nada tiene de adulto o maduro, como Batman (1989) o Alicia en el país de las maravillas (2010). O incluso podemos darle la vuelta a la tortilla y poner el ejemplo contrario: Del Revés (2015), la película de Pixar sobre las emociones tiene un estilo visual de lo más llamativo y colorido, con toda la parafernalia de una feria o un parque de atracciones pero que conjuga una aventura para niños con una trama profundamente madura sobre las emociones y la psicología de estas, contándonos la historia de Riley y su paso de la niñez a la adolescencia. Y no le ha hecho falta precisamente ser oscura para ser una historia adulta, madura e incluso también conjugarla para saber divertir a los niños.

¿Y a qué quiero llegar con esto? A que me parece que muchas veces confundimos en el cine y en las historias en general, la oscuridad con la adultez: cuanto más oscuro es el tono visual de una cinta, más adulta o madura será esta y no tiene por qué ser así. Un relato maduro es por fuerza adulto, pues requiere haber desarrollado la capacidad necesaria para comprender el relato que solo se llega plenamente con la edad adulta; pero una película adulta no necesita ser necesariamente madura, y me remito al ejemplo del slasher puesto arriba. Y evidentemente, un estilo visual sombrío no significa nada si la historia no acompaña.

Y con esto vuelvo a Snyder. Podríamos decir que Batman v Superman fue un intento de hacer un producción madura y adulta, por las ideas que se intentaron desarrollar pero que por múltiples razones que darían para otro artículo no terminaron de funcionar. Pero podemos darla por válida. Sin embargo, la ZSJL se habla como una película adulta dentro del género y lo cierto es que salvo una frase del Joker y una escena de víscera y huesos de los superhéroes de DC que, la verdad, fue bastante gratuita, no tiene nada realmente de adulto o maduro. Sí, oscura era un rato, pero en esencia es una historia típica del género, del bien contra el mal y de salvar el mundo, que si cambias a la Liga de la Justicia por los Vengadores no se hubiera notado. Con más artificios, más pomposidad y un toque de epopeya operística, pero nada más. Y no es una crítica al film, es poner (siempre desde mi perspectiva) las cartas sobre la mesa.

Guillermo Méndez

Sígueme en Twitter @guillevariante

Copyright 2022 AccionCine. Se permite el uso del contenido editorial del artículo siempre y cuando se haga referencia a su fuente, además de contener el siguiente enlace: www.accioncine.es

noreadigital.es expertos en videomarketing

Deja tu comentario

Guillermo Méndez
Redactor, comentarista y apasionado a cualquier cosa relativa a lo audiovisual

AccionCine - Últimos números

Paypal

SUSCRÍBETE - PAGA 10 Y RECIBE 12 REVISTAS AL AÑO

Artículos relacionados

PUBLICIDAD

Últimos artículos